dimecres, 12 de febrer de 2014

escuela moderna


¿Recuerdas cuando eramos jovenes?

Me enamoré de ti ya aquel primer día, que pasaste por mi lado con una sonrisa dibujada en tus labios, con la falda revoloteando entre tus piernas, que tantas veces me hicieron perder la cabeza. 
Tu día era el miércoles. Una tarde de un frío mes de Enero me arreglé más de la cuenta, mis palabras se repetían una y otra vez en mi mente, pero ese miercoles no viniste, ni el siguiente, ni ningún otro. No supe más de ti. 
Hoy, tras muchos años de aquello, pasaste ante mi, igual de bella. Tus ojos curiosearon recuerdos, pero no reconocieron mi cuerpo viejo y carcomido. Yo no supe decir te quiero a tiempo.